Elecciones 2021: El PJ también irá a internas para definir Senadores y Diputados.

Elecciones 2021: El PJ también irá a internas para definir Senadores y Diputados.

A pocas horas del cierre de listas para las elecciones primarias de diputados y senadores nacionales que se realizarán el 12 de septiembre, los principales frentes políticos de la provincia de Santa Fe no lograron sintetizar acuerdos de unidad y habrá internas tanto en el Frente de Todos como en Juntos por el Cambio y el Frente Amplio Progresista.

El cierre más traumático se dio en el peronismo, que enfrentará este año su primer testeo electoral desde la recuperación de los gobierno nacional y provincial. El 10 de abril titulábamos en esta columna: “Sostener la unidad, el desafío del PJ rumbo a las elecciones de medio término”. Ese era el propósito inicial de las autoridades partidarias; tres meses después quedó en claro que no fue posible conseguirlo. Hay pocos lugares en disputa y ningún sector quiere ceder espacios.

La foto de unidad que se dio el peronismo en el AMBA, con Alberto Fernández, Cristina Kirchner, Sergio Massa y Axel Kicillof compartiendo el lanzamiento de los candidatos para la ciudad y la provincia de Buenos Aires, no tuvo correlato en Santa Fe. A pesar de los esfuerzos por negociar una lista única, autoproclamados por todos los dirigentes consultados, habrá internas para definir las listas que participarán el 14 de noviembre en las elecciones generales.

Encuestas en mano, la Casa Rosada y el gobierno provincial analizaron distintas estrategias durante las últimas semanas. La historia es conocida: el gobernador Omar Perotti viajó a Buenos Aires con un borrador que no convenció a las autoridades nacionales; luego Agustín Rossi y la vicegobernadora Alejandra Rodenas pusieron en marcha su propia estrategia electoral; Perotti negoció una nueva lista con Cristina, pero Rossi y Rodenas no dieron el brazo a torcer.

Al atardecer de este sábado, desde el PJ santafesino confirmaron: “Tenemos un 90% de posibilidades de que haya internas”. El escaso margen de tiempo y las posturas irreductibles de cada sector interno alejan definitivamente la idea de una lista de unidad. El peronismo dirimió la presentación de sus precandidaturas en una interna a cielo abierto que contrasta con los acuerdos alcanzados en Buenos Aires y promocionados, en conjunto, por el presidente y la vicepresidenta.

De esta manera, la nómina propuesta por el gobernador Perotti lleva a Marcelo Lewandowski (del sector de María Eugenia Bielsa) y María de los Ángeles Sacnun (Cristina) como primero y segunda en la lista para el Senado, con el perottista Roberto Mirabella (Hacemos Santa Fe) encabezando la boleta de diputados nacionales seguido por Magalí Mastaler (La Cámpora). El gobernador santafesino lo quería a Mirabella para un nuevo turno en el Senado, pero finalmente cedió ante las encuestas y lo corrió a la lista para la Cámara de Diputados. Bien posicionado en los sondeos, Lewandowski encabezará la nómina de senadores de ese sector, que cuenta con el aval de intendentes y jefes comunales peronistas de toda la provincia. Se especulaba, al momento de cerrar esta nota, que el propio Perotti podría aparecer como primer suplente en la lista para el Senado con el doble objetivo de traccionar votos y de volver a la Cámara alta en caso de que Lewandowski sea electo en 2023 para otro cargo. Pura futurología.

Del otro lado quedaron el ministro Rossi y la vicegobernadora Rodenas. Con apoyo de los senadores provinciales que responden a Armando Traferri y en alianza con el Movimiento Evita, buscarán disputarle a Perotti el liderazgo del peronismo provincial. Eduardo Toniolli será el primer precandidato a diputado nacional en una lista que contiene también a María Luz Rioja (La Corriente), Oscar Martínez (Frente Renovador) y a la actual legisladora nacional y dirigenta del Sadop Patricia Mounier. Leandro Busatto (La Corriente) y Lucila De Ponti (Movimiento Evita) serán los suplentes de la lista Rossi-Rodenas.

La interna del FAP

Tampoco hubo fumata blanca en el Frente Amplio Progresista. Sin Miguel Lifschitz, el progresismo provincial quedó huérfano de liderazgos. El socialismo orgánico armó una propuesta que contiene a dirigentes y ex funcionarios del sector de Lifschitz, mientras que el intendente Pablo Javkin, a través del partido Creo –su herramienta electoral–, cerró un acuerdo con el resto de los espacios que integran la colación: el sector Bases del PS, el partido Igualdad de Rubén Giustiniani, el PDP, el GEN y el partido SI.

Por el lado del socialismo orgánico, que conduce el partido a nivel nacional y provincial, la lista de senadores nacionales será encabezada por la actual diputada provincial Clara García, viuda de Lifschitz, acompañada por el concejal santafesino Julio Garibaldi. Ese sector solamente consiguió sumar como aliado al movimiento Libres del Sur. La nómina de diputados nacionales es liderada por la ex intendenta Mónica Fein (presidenta del PS nacional), seguida por el ex ministro de Economía Gonzalo Saglione (PS), Gabriela Sosa (Libres del Sur), Publio Molinas (PS) y la ex ministra de Salud Andrea Uboldi, también del PS.

La situación dentro del socialismo es compleja: no solo no pudieron contener a los sectores que disputaron meses atrás la conducción del partido, como Bases (referenciado en Claudia Balagué y Eduardo Di Pollina); tampoco pudieron encolumnar en las listas nacionales al espacio conocido como Fuerza del Territorio, principal sostén político del intendente santafesino Emilio Jatón. Fuentes partidarias consultadas por este diario no salían de su asombro: Jatón pidió para ese sector el primer lugar de la nómina de diputados y la respuesta fue negativa. “Se cortaron solos”, sintetizaron desde el entorno del intendente de Santa Fe.

En las primarias, el socialismo “lifschitzta” (García-Fein) enfrentará a la lista denominada “Preparados para Santa Fe” que cuenta con el aval de Javkin. El socialista disidente Rubén Giustiniani encabezará a lista de senadores, acompañado por la actual presidenta del Concejo Municipal, María Eugenia Schmuck (Radicales Libres). La boleta de diputados es plural: en los primeros lugares aparecen Fabián Palo Oliver (Radicales Libres), Carina Gerlero (PS-Bases), Horacio Bertoglio (PDP), Ayelén Baracat (Creo) y Juan Lombardi (GEN).

En las Paso del 12 de septiembre el FAP definirá mucho más que sus candidatos para el 14 de noviembre: los resultados marcarán la reconfiguración interna de la alianza y permitirán avizorar los nuevos liderazgos dentro del progresismo, ahora sin Lifschitz como ordenador. El PS orgánico pobló las listas de dirigentes y funcionarios que acompañaron al ex gobernador en su gestión, casi sin caras nuevas; del otro lado Javkin logró aglutinar a casi todas las fuerzas aliadas. El lunes 13 de septiembre empieza una nueva etapa para la coalición que gobernó durante 12 años la provincia de Santa Fe.

Las propuestas del macrismo

Aunque hay cuatro listas inscriptas para las elecciones primarias, el cierre más “ordenado” se dio en Juntos por el Cambio, que desde hace al menos un mes ya tiene perfilados a sus precandidatos en una interna que promete ser competitiva y que también definirá el nuevo reparto del poder dentro de la coalición que supo conducir el ex presidente Mauricio Macri y que se encuentra en plena disputa de sus nuevos liderazgos.

Por el lado del PRO, Federico Angelini encabezará una de las nóminas de senadores nacionales. Angelini se recuesta en el tridente Macri-Rodríguez Larreta-Patricia Bullrich. Para diputados propone tres dirigentes del PRO (Luciano Laspina, Gisela Scaglia y Jorge Faurie) y en el cuarto lugar aparece Walter Ghione, pastor evangélico y actual legislador provincial del bloque celeste Somos Vida y Familia.

El ex candidato a gobernador y ex intendente de Santa Fe, José Corral, encabeza otra de las listas para el Senado. Asegura contar, también, con el apoyo de Rodríguez Larreta, el dirigente “fetiche” de esta campaña. Pero además Corral hizo alianza con la Coalición Cívica y se granjeó el aval de Lilita Carrió. Su lista de diputados está integrada, en los primeros lugares, por Roy López Molina (PRO), Lucila Lehmann (Coalición Cívica) y Enrique Paduán (UCR).

Otra de las listas lideradas por el radicalismo propone a la periodista rosarina Carolina Losada para el Senado y al ex intendente de Santa Fe y ex embajador en Uruguay Mario Barletta como cabeza de la nómina de diputados nacionales. Ese espacio no tiene, hasta el momento, referencias nacionales de peso.

La cuarta propuesta de Juntos por el Cambio lleva al ex ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro como primer precandidato a senador nacional con Gabriel Chumpitaz, del PRO, como cabeza de la lista de diputados nacionales, seguido por los radicales Victoria Tejeda y Rodrigo Borla. Ese espacio se encolumna a nivel nacional con el liderazgo del senador Martín Lousteau, aunque también hubo fotos con Rodríguez Larreta.

Si bien se diferencian en sus respectivos armados, los cuatro espacios de Juntos por el Cambio coinciden en un discurso de polarización con claras referencias anti K: todos piden el voto del electorado para “ponerle un freno al kirchnerismo”. A ese discurso lo enlazan con inflamadas denuncias sobre los supuestos perjuicios que le causa la administración nacional de Alberto y Cristina a la provincia de Santa Fe, tanto en lo económico como en lo referido a las medidas sanitarias por la pandemia (restricciones, cierre de actividades, clases a distancia, etc).

Con la presentación de las listas para el Congreso, se pone en marcha la campaña de cara a las elecciones de medio término. Será una experiencia inédita –los primeros comicios con pandemia– y el factor emocional jugará un rol preponderante. Ahora, ya conocidos los nombres propios, es momento de las propuestas.